miércoles, 7 de diciembre de 2011

CÓMO NO MONTAR UN CPD


En las reformas o nuevas instalaciones de cualquier empresa o entidad de cierto tamaño, ya se tienen en cuenta la ubicación de los servidores de red, electrónica, routers, centralita de teléfonos, etc. Hemos pasado de tener armarios o rack a salas o habitaciones donde se instalan los centros de cableado, los servidores y todos los elementos centralizados de las redes informáticas y telefónicas. Son los denominados CPD o centro de proceso de datos, vulgarmente llamados sala de servidores.

Hay mil recomendaciones para hacer una buena instalación en el CPD: pasillos de frío y calor, que se instalen en el interior sin que ninguna pared dé a la calle, control de accesos bien definidos, suelos técnicos para elevar los armarios o rack, en fin, por haber hay hasta cursos de formación multimedia que te enseñan a hacerlos perfectos.

Tengo dos clientes que han inaugurado sus instalaciones hace menos de dos meses y que han cometido errores de bulto:


Estas imágenes son del primero de ellos. Podemos observar que son tres rack perfectamente definidos y ordenados. No hay suelo técnico, pero hay unas canalizaciones para cubrir el cableado que los une, y lo mejor de todo es el cubo de fregona que hay en el primero de ellos. Os aseguro que no es un montaje. El problema radica en que uno de los desagües del tejado de la nave, la que conduce el agua de lluvia, atraviesa el CPD y está mal impermeabilizada, así que entra agua. Ya han mirado un par de veces por dónde pierde agua pero no dan con el truco, y el responsable de informática harto de la situación ha colocado el cubo que se puede ver para recoger el agua de lluvia.

Conclusión para arquitectos: que no pasen desagües ni tuberías de agua por encima del CPD. Algo tan de cajón para los informáticos no lo es para los arquitectos o ingenieros, al menos para el que hizo esta nave.



Otra cosa habitual de los nuevos CPD es convertirlos en cuartos trasteros. Para ello se tiene la bondad de pensar en los informáticos y hacer un CPD para que quepa una o varias mesas, armarios, estanterías, etc. y así se puedan reparar los ordenadores estropeados. Lo último que me han dicho es “al fondo de la sala pondremos un banco de montaje para que se arreglen allí los teléfonos y ordenadores que se averíen”. Ya ves, con una temperatura ambiente de unos 20 grados y con un ruido espantoso en la sala hay que entrar a reparar, configurar y dar asistencia a los usuarios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada